Saltar el contenido

Advierten sobre el crack económico de los ‘rent a car’ por la imposición del coche eléctrico

3 Minutos

El sector sostiene que ni hay demanda de coches eléctricos, ni hay infraestructuras para que puedan incorporarlos con garantías a sus negocios

Los negocios del alquiler de coches, conocidos popularmente como ‘rent a car’, están que trinan en toda España y en especial los de las zonas turísticas como la Costa del Sol.

La falta de demanda y la carencia de puntos de recarga, así como el elevado coste de estos vehículos, cuestionarían la viabilidad de un sector que en zonas como la provincia de Málaga genera 1.380 millones.

Cosas de la Agenda 2030, de la Unión Europea y de los partidos políticos (excepto Vox)… El Parlamento Europeo aprobó en febrero del pasado año el fin de la circulación de los coches de combustión para 2035, a expensas de la cláusula de revisión de los términos acordados.  

Ante ello, son numerosos negocios los que no saben cómo podrán soportar los costes de la migración hacia la movilidad eléctrica y supuestamente sostenible.

La actividad del alquiler de coches reúne a empresas con flotas que van desde los 10 hasta los 2.000 vehículos; empresas que desean que no haya imposiciones a lo eléctrico, tal y como se presupone, porque podría suponer la desaparición de gran parte de estas empresas que genera mucha riqueza en España, especialmente en la costa mediterránea.

Un eléctrico, desde 35.000 euros

Ana María García, presidenta de la Asociación de Empresarios de Servicios de Alquiler de Andalucía, ha explicado que es inviable que estas empresas puedan acometer la renovación; el precio medio o mínimo de un coche eléctrico se sitúa en los 35.000 euros. El sector considera que, sin ayudas económicas, será imposible asumir el coste de esta transformación.

Además, como explican, las compañías del sector no invierten en lo eléctrico porque no existe demanda del cliente ante la escasa fiabilidad de estos vehículos y la pobre red de puntos de recarga, hoy incapaz de absorber un parque móvil que en España supera ya los 33 millones de vehículos.

Inseguridad del turista por lo eléctrico

Desde las empresas del alquiler se señala que el turista no se siente seguro con el coche eléctrico porque tiene la sensación de que se va a quedar tirado.

Y el miedo viene ante la “imposición de cuotas de coches eléctricos” que se quieren implantar de forma paulatina en este tipo de empresas, y que tendría un impacto económico muy negativo para todo el país. 

Turismo Costa del Sol

Por ejemplo, la empresa pública Turismo Costa del Sol señala que en la provincia de Málaga hay 197 ‘rent a car’ que aglutinan 30.000 vehículos y generan 1.990 empleos.

El 85% de los clientes de estas firmas son turistas; y el 90%, extranjeros, entre los que destacan los británicos, 21,4%, y los alemanes,19,6%, que otorgan un notable al servicio recibido.

Deja tu respuesta

Posts del Foro