Saltar el contenido

El actor catalán Joel Joan llama “fascistoides” y “amargados” a los que no hablan catalán en Barcelona

Menos de 1 minuto Minutos

El intérprete ya mostró su afinidad a ETA; y otro actor, Enric Gomá, en un show el pasado año pidió al público que gritara “puta España”

Colonizadores, fascistoides normalizados”. Así califica el actor ultraizquierdista y separatista Joel Joan a todos los que en Cataluña no hablan en catalán. Una muestra más de la intransigencia lingüística del nacionalismo en territorio español.

Este personaje, conocido por sus posturas identitarias extremistas; de hecho, en 2007 hizo suyas las palabras del exsenador Lluís Xirinacs, que se declaró “amigo de ETA”, la ha tomado ahora con los castellanohablantes en lo que él entiende como sus territorios catalanes.

Tras una denuncia en redes sociales de un guionista de televisión y ultraizquierdista catalán, el actor en cuestión se refirió así a los trabajadores que no dominan el catalán: “Qué amargados tienen que estar con sus vidas para tener que dar por culo a la gente”. Acto seguido, remachó: “Colonizadores, fascistoides normalizados”.

El radical Enric Gomá

El que destapó la caja de pandora fue el actor y guionista Enric Gomà, conocido por la serie Mar de plástico. Denunció en la red social X un supuesto “ataque catalanófobo” que habría sufrido, presuntamente, a manos del dependiente de una pastelería. Joel Joan habría defendido a su compañero de profesión alegando que los vendedores andan “dando por culo a la gente” porque deben estar “amargados con sus vidas”.

La sucesión de acontecimientos sobre este ataque contra los castellanohablantes se produjo tal que así. Enric Gomà entra en una pastelería de Barcelona. Tras pedir al dependiente en catalán “un pedazo de torta”, le responde que no lo entendía. Gomà repite la pregunta en catalán y el dependiente le contesta de nuevo, en castellano, que no comprende. El actor, que sigue expresándose en catalán, se indigna y pregunta si le puede atender “alguien que le entienda”. Finalmente, acaba encontrando a una ciudadana china que sabe catalán y compra el pedazo de torta. Después, el personaje comparte irritado esta experiencia en redes, citando incluso el nombre del establecimiento.

Y es entonces cuando entra en escena el otro radical de la interpretación, argumentando al respecto de los dependientes: “qué amargados deben estar con sus vidas como para tener que andar dando por culo a la gente. Colonizadores, fascistoides normalizados”.

Gritos de “puta España”

Este personaje, y el anterior, el tal Gomá, como recalca LA RAZÓN, ya la lio el pasado noviembre cuando, desde un festival de podcast que se estaba realizando en directo desde un teatro, pidió al público que gritase junto a él “puta España” y “puta PSC”. Se trataba de un programa radiofónico de temática futbolística.

Enric Gomà es conocido por insultar a España. En televisión llegó a decir que “el catalán debería ser necesario para ganarse la vida”, especialmente en campos como “la atención al cliente, la administración o la enseñanza”.

Deja tu respuesta