Saltar el contenido

El alquiler en “alerta máxima” gracias a la Ley de la Vivienda socialcomunista

Menos de 1 minuto Minutos

Sus medidas “han ocasionado incertidumbre, descontento y la contraposición del sector inmobiliario” además del fuerte aumento de los precios

El aumento de los precios del alquiler de la vivienda en los últimos tres trimestres preocupa, y mucho, en el Banco de España. Hace unos meses, presentó un mapa de riesgos, y ahora una actualización revela que los datos son peores. Lo ha señalado recientemente su máximo responsable, Pablo Hernández de Cos.

Pero ya lo advirtió en mayo de 2023. El Banco de España alertó ya hace nueve meses en su último informe sobre los efectos, a medio plazo, que podría desencadenar en el mercado española la Ley de la Vivienda elaborada por el Gobierno Socialcomunista (PSOE-Podemos-Bildu) debido a que se topaban los precios del alquiler, se penalizaba (y se penaliza a los grandes y medios tenedores de pisos) y aumenta la protección contra los desahucios (favorece la okupación indiscriminada).

Y el Banco de España no se equivocó y la tendencia apuntada se confirma en este inicio de 2024. Advertía de que la Ley de la Vivienda podría generar efectos indeseados a medio plazo sobre la oferta del alquiler”.Controlar los precios del alquiler reducirá la oferta y segmentará el mercado inmobiliario”.

Por otra parte, “al margen del necesario impulso de la oferta pública de alquiler, la considerable magnitud del desequilibrio actual entre la oferta y la demanda podría requerir también un apoyo decidido de la oferta privada de alquiler”.

Sin seguridad jurídica

Para el Banco de España hubiese sido primordial evitar medidas que distorsionen los precios y apostar por reforzar la seguridad jurídica de los propietarios, reduciendo incertidumbres regulatorias.

Pero no fue así… Y el último informe mensual de precios del alquiler elaborado por Pisos.com así lo corrobora. El precio medio del metro cuadrado en España supera los 11 euros. Ferrán Font, director de Estudios de la empresa, confiesa que “los precios del alquiler siguen poniéndoselo difícil a la demanda que ve como lo que piden los propietarios está muy por encima de su capacidad de endeudamiento”.

La subida interanual, es decir, desde la entrada en vigor de la Ley de la Vivienda, que buscaba que bajasen los precios del alquiler, ronda el 8 por ciento. Se ha logrado el efecto contrario, pero no gobierna derecha, como han apuntado los colaboradores de la Sanchosfera en los grandes medios.

Baleares, Madrid y Cataluña

Las regiones más caras para vivir de alquiler en enero de 2024 fueron Baleares (16,69 €/m²), Madrid (15,64 €/m²) y Cataluña (12,61 €/m²), mientras que las rentas más económicas estuvieron en La Rioja (4,35 €/m²), Castilla y León (4,89 €/m²) y Extremadura (5,18 €/m²).

La capital de provincia más cara fue Barcelona con 24,71€/m2y por el contrario, la más barata fue Jaén con 6,52/m2.

El mercado del alquiler en sus peores momentos

Desde Fotocasa, su portavoz, María Martos, ha señalado en diversos medios que el mercado del alquiler “atraviesa uno de sus momentos más complicados” en España. Todo se debe al desequilibro entre la oferta y la demanda. “Nunca el alquiler había tenido una oferta disponible tan reducida como ahora. El stock en alquiler se encuentra bajo mínimos, lo que supone un gran obstáculo para casi el 40% de inquilinos”.

Desde Fotocasa se añade que el pasado año se cerró con un “fuerte tensionamiento en los precios que han llegado a superar incluso la marca registrada durante la burbuja de 2007, y dejando un nuevo máximo”.

Ante un mercado cada vez menos dinámico, ”las desigualdades y vulnerabilidades de los ciudadanos con rentas más bajas quedan al descubierto, al ser expulsados del mercado, por no poder hacer frente a precios tan altos frente a sus salarios que no crecen al mismo ritmo”.

Y las previsiones no son muy alentadoras para 2024. “El precio continuará al alza en el próximo ejercicio, ya que las medidas recogidas en la Ley de Vivienda no están consiguiendo equilibrar el precio de los alquileres, sino que han ocasionado incertidumbre, descontento y la contraposición del sector inmobiliario”.

Deja tu respuesta