Saltar el contenido

El curso para dueños de perros y el seguro de responsabilidad civil, a punto de ser obligatorios

Menos de 1 minuto Minutos

Comienzan a desarrollarse los reglamentos del curso y de los gastos del seguro de responsabilidad civil, obligatorios sin importar la raza del perro

Tras casi cinco meses desde que la ley de bienestar animal entró en vigor, el curso de formación para los dueños de perros y el seguro de responsabilidad civil aún no son obligatorios, pero su obligatoriedad está más cerca, porque ya existe el borrador del desarrollo reglamentario.

Durante toda la vida del perro, sin importar su raza, su responsable deberá contratar y mantener un seguro de responsabilidad civil por posibles daños a terceros. El monto del seguro se establecerá mediante regulación.

Una orden ministerial regulará el importe del seguro de responsabilidad civil

Respecto al seguro de responsabilidad civil, una orden ministerial regulará su importe y su compatibilidad con otros seguros que tenga el dueño del perro, como el seguro del hogar. Se espera que el borrador de esta norma ministerial también se someta a exposición pública antes de su publicación.

Hasta la aprobación de esta nueva ley, el seguro sólo era obligatorio para perros de razas que se consideran potencialmente peligrosas, las cuales seguirán reguladas por la normativa específica vigente desde 1999.

Curso de tenencia de animales para dueños de perros

Según la Ley animalista de Belarra, aquellos que tengan perros deberán completar un curso gratuito de formación sobre la tenencia de estos animales. Este curso tendrá una validez indefinida y su contenido se establecerá mediante la correspondiente regulación.

En cuanto al curso de tenencia responsable de animales, el Gobierno está evaluando diferentes opciones para su impartición y tomará una decisión después de escuchar la opinión de las comunidades autónomas.

Según recoge EFE, los desarrollos reglamentarios están en fase de borrador y se espera que en los próximos meses pasen los trámites correspondientes, incluida una exposición pública para recibir opiniones y aportaciones.

La ley de bienestar animal, definida como “pionera” según sus promotores, entró en vigor a finales de septiembre, aunque su implementación es parcial debido a varios desarrollos reglamentarios pendientes de tramitación.

Deja tu respuesta