Saltar el contenido

El exgobernador demócrata de Nueva York, Andrew Cuomo, acosó sexualmente a más de una decena de empleadas

Menos de 1 minuto Minutos

La Justicia de New York reveló que el demócrata mantuvo un entorno “sexualmente hostil” mientras era gobernador, y todo esto bajo la mirada cómplice de la Cámara Ejecutiva

El Departamento de Justicia (DOJ) ha comunicado que el antiguo gobernador demócrata de Nueva York, Andrew Cuomo, creó un entorno laboral considerado como “sexualmente hostil” para más de diez empleadas gubernamentales. Entre las acusaciones se incluyen contactos sexuales no deseados, comentarios inapropiados y represalias contra aquellas que presentaron quejas.

De acuerdo con un informe compartido por el DOJ este viernes, la División de Derechos Civiles del departamento concluyó, tras una investigación iniciada en agosto de 2021, que Cuomo acosó a al menos 13 de sus empleadas.

La Cámara Ejecutiva sabía del comportamiento del exgobernador demócrata

El informe también desvela que la Cámara Ejecutiva estaba al tanto de la conducta de Cuomo, pero no abordó de manera efectiva el acoso a nivel sistémico. Además, el personal de alto rango de Cuomo tomó represalias contra cuatro mujeres que se quejaron.

El DOJ denuncia que la respuesta de la Cámara Ejecutiva fue diseñada únicamente para proteger a Cuomo de nuevas acusaciones, en lugar de salvaguardar a los empleados de situaciones de acoso sexual.

Tras el caso de Cuomo, reforman la Cámara Ejecutiva

Como resultado de las investigaciones contra Cuomo, la agencia gubernamental ha suscrito un acuerdo con la actual gobernadora Kathy Hochul, con el objetivo de erradicar la cultura de acoso y emprender medidas contra aquellos que facilitaron la mala conducta de Cuomo.

Entre las reformas implementadas se destacan la destitución de empleados que colaboraron en la mala conducta de Cuomo, la emisión de advertencias claras sobre la intolerancia al acoso sexual, la creación de un departamento de recursos humanos especializado y la facilitación de procesos para que los empleados presenten denuncias de acoso sexual.

A pesar de negar las acusaciones de conducta sexual inapropiada, Cuomo renunció en agosto de 2021, tras la determinación de la fiscal general de Nueva York, Letitia James, de que 11 de las acusaciones contra el exgobernador eran creíbles. Desde entonces, Cuomo, quien aún alberga aspiraciones políticas, enfrenta dos demandas civiles, incluida una presentada por Brittany Commisso, exasesora de Cuomo, quien alega ser víctima de acoso sexual continuo durante su empleo con el exgobernador entre 2019 y 2021.

Commisso detalló en su denuncia haber experimentado “tareas humillantes y degradantes, abrazos, besos, tocamientos sexuales de las nalgas y tocamientos forzados de los pechos“.

Deja tu respuesta