Saltar el contenido

El Gobierno es culpable directo del 16% de la sequía debido a la aprobación de “caudales ecológicos” sin estudios previos

Menos de 1 minuto Minutos

La Federación Nacional de Regantes asegura que Transición Ecológica y sus medidas derivadas de la Agenda 2030 generan más escasez de agua

La Federación Nacional de Regantes de España (Fenacore), que representa a más de 700.000 agricultores del sector del regadío, han acusado a Transición Ecológica de indiferencia ante los problemas del sector y culpan al Gobierno aumentar los problemas derivados de la sequía.

“El ministerio de Transición Ecológica es responsable de la aprobación de caudales ecológicos, de manera a veces demasiado optimista, sin haber hecho los estudios previos de qué impacto van a tener los caudales ecológicos sobre la disponibilidad de agua. Si preguntamos ahora por qué hay sequía en España, todos dirán que es porque no llueve”. Pero la realidad, aseguran desde Fenacore, “es que un 16% de la falta de agua en España se debe a los caudales ecológicos promovidos sin criterio por el Gobierno. No todo es culpa de la sequía”.

Los regantes, durante la Jornada Técnica de Fenacore, han manifestado no rechazar el uso de caudales ecológicos; medidas para regular y planificar a conciencia los recursos hidrológicos de las diferentes cuencas, estableciendo un régimen de caudales específico para cada río en función de sus características particulares, siempre en pro de la sostenibilidad. Pero exigen que se haga con responsabilidad.

Sin estudios sobre garantía de agua

“Cuando se aprueben esos caudales hay que hacer el estudio, no sólo de qué necesita la biodiversidad de ese cauce, sino también de qué impactos va a tener este caudal ecológico sobre las garantías y la disponibilidad de agua. Porque una administración que tiene que aprobar eso tiene que ser responsable y saber las consecuencias de sus decisiones. Y esa parte de los impactos de los caudales ecológicos no se ha estudiado con el rigor, con la seriedad y con el detalle que es imprescindible hacerlo. El Ministerio de Transición Ecológica es el responsable de estas normativas ambientales” derivadas de la Agenda 2030.

Los regantes consideran que este Gobierno es indiferentes a los problemas del sector. “Ha perdido en gran parte esa sensibilidad por la producción de alimentos, por el mundo rural y por la agricultura. Nosotros lo que reivindicamos es que se armonice la sostenibilidad ambiental con la necesidad de producir alimentos y hacerlo de una manera sostenible. En el Ministerio de Transición Ecológica son responsables de esta ley de evaluación ambiental, que es un disparate”.

Y añaden, respecto a las infraestructuras hidráulicas, que la construcción de presas y embalses serviría para adaptar el sistema agrario al cambio climático y mitigar algunas de sus consecuencias más severas, como las inundaciones y las sequías.

Más presas y barreras fluviales derribadas

Sin embargo, como confirmó el ente público de RTVE en un amplio reportaje de RTVE Play, España es, desde hace dos años, el país europeo que más presas y barreras fluviales ha derribado. La Ley de Aguas indica que si no se usan, hay que destruirlas y restaurar los ecosistemas. Pero, en ocasiones, eso implica que las poblaciones cercanas pierdan los derechos adquiridos durante décadas.

Este reportaje se hacía eco, por ejemplo, de la demolición ordenada por Transición Ecológica de la presa de Valdecaballeros, en Badajoz, y de la presa de los Toranes en Teruel. Ambas tienen los días contados a pesar de la sequía.

Al mismo tiempo, gobiernos como el catalán, por motivos diversos, han procedido al vaciado al extremo de embalses y pantanos. “Paisaje de completa sequía en el pantano de Sau. Hace casi un año, en marzo de 2023, se anunció un plan para que el pantano fuera vaciado”. Y así ha sucedido.

Deja tu respuesta