Saltar el contenido

El Gobierno llama a consultas a la embajadora en Argentina por las alusiones de Milei a Sánchez y su mujer

Menos de 1 minuto Minutos

Tras semanas de insultos a Milei desde el mismo consejo de ministros, el Gobierno se ofende por el discurso del argentino

Tras semanas de insultos a Milei desde el mismo consejo de ministros, el Gobierno ha escenificado esta tarde su pataleta institucional, porque el argentino señaló en su discurso de Viva 24 que Sánchez pertenece a “la calaña de gente atornillada al poder” y que “con la mujer corrupta se ensucia y se toma cinco días para pensarlo“, en alusión a la dejación de funciones y el conato de dimisión que escenificó el socialista.

Aunque el ministro Puente calificó de drogadicto al presidente argentino, su conmilitón de Exteriores, José Manuel Albares criticó esta tarde “las gravísimas palabras de Milei en Madrid sobrepasan cualquier tipo de diferencia política y no tienen precedentes en la historia de las relaciones diplomáticas”.

Justo el día siguiente de que la ministra Diana Morant llamase ‘fascista’ a Milei, Albares aludió al “Respeto mutuo y la no injerencia en asuntos internos” y a la ruptura de “todos los usos diplomáticos y las elementales reglas de convivencia entre países” por parte del dirigente argentino insultado por el Ejecutivo.

A pesar de que nadie del Gobierno recibió al presidente argentino, Alvares también afirmó que “A Javier Milei se le ha recibido de buena fe, para participar en un acto político de la extrema derecha”.

Albares dice que la UE también se considera atacada

El Gobierno ha decidido llamar a consultas ‘sine die’ a la embajadora en Argentina por la respuesta vehemente de un presidente argentino al que llevan semanas insultando desde el mismo Ejecutivo.

José Manuel Albares añadió que habló con la UE (condena en ‘X’ del socialista Borrell) y le han “confirmado que lo consideran un ataque a la Unión“.

Albares subrayó que han exigido desde el Gobierno a Milei que se disculpe o “tomaremos las medidas necesarias para defender nuestra soberanía“.

Incidiendo en las directrices presidenciales tras el simulacro de dimisión, según las cuales Sánchez pasó a personalizar la democracia y el Estado, Albares afirmó que criticarlo ha sido “un ataque frontal a nuestra democracia, nuestras instituciones y a España”.

Deja tu respuesta