Saltar el contenido

El humorista ultra Quequé pide que se dinamite el Valle de los Caídos y la Almudena con gente dentro

3 Minutos

Abogados Cristianos presenta una querella y plantea la hipótesis: qué pasaría si dijera que hay que dinamitar mezquitas, sinagogas o asociaciones LGTBI

El humorista ultra izquierdista que trabaja en Cadena Ser y que se hace llamar Quequé lo ha vuelto a hacer. Ha pedido que se dinamite el Valle de los Caídos con gente dentro en su supuesto programa de tono humorístico.

Y las reacciones no se han hecho esperar y a quien iba dirigida esa amenaza era a la Fundación Española de Abogados Cristianos, con quien, el tal Quequé mantiene un litigio. Este colectivo acaba de anunciar esta misma mañana que ha interpuesto una querella contra el locutor Héctor de Miguel, que así se llama realmente el tal Quequé, ante el Juzgado de Instrucción de Madrid que corresponda por turno.

La denuncia surge a raíz de unas declaraciones de Quequé en su programa ‘Hora Veintipico’ el pasado 27 de junio, donde sugirió “llenar de dinamita la Cruz del Valle de los Caídos para hacerla volar por los aires, preferiblemente en domingo, que hay más gente”.

Usar piedras contra curas abusadores

Además, agregó que una vez destruida, habría que “usar las piedras para lanzarlas a los curas que hayan abusado de algún niño, y si las piedras no son suficientes, volar también la Almudena”.

De hecho, aseguró que “queremos coger todos los pedacitos que salgan de la cruz del Valle de los Caídos y, de la misma manera que vosotros vais a las clínicas abortistas a acosar a las mujeres que van a abortar, nosotros iremos con esas piedrecitas a las puertas de las iglesias y los monasterios a tirárselas a los curas que se hayan follado a algún niño”.

Esa fue su broma en este programa de la cadena ultra, que casualmente es la que mayor subvenciones vía campañas institucionales recibe en Educación del Gobierno de Pedro Sánchez.

Delito de odio

Abogados Cristianos argumenta en su escrito ante la Justicia que “el mensaje de Quequé encarna un odio comparable a otros mensajes similares dirigidos a diferentes religiones, ideologías o entidades”.

La presidenta de Abogados Cristianos, Polonia Castellanos, plantea la hipótesis de qué pasaría si un locutor dijera que “hay que dinamitar mezquitas, sinagogas, sedes de ciertos partidos políticos o asociaciones LGTBI, o que hay que apedrear a musulmanes, judíos, homosexuales, bisexuales, socialistas, etc”.

El delito imputado a Quequé es el de incitación a la discriminación, al odio y a la violencia, según el artículo 510.1 a) del Código Penal.

Deja tu respuesta