Saltar el contenido

El Supremo inadmite los recursos de VOX y DENAES contra el nombramiento de Carmen Calvo como presidenta del Consejo de Estado

Menos de 1 minuto Minutos

La Sala de lo Contencioso-Administrativo estima las alegaciones de la Abogacía del Estado sobre la falta de legitimación de los recurrentes

El Tribunal Supremo (TS) ha inadmitido por falta de legitimación el recurso presentado por VOX y la Fundación para la Defensa de la Nación Española (DENAES) contra el decretazo de Sánchez en el que nombró presidenta del Consejo de Estado a su exvicepresidenta, Carmen Calvo.

La Sala de lo Contencioso-Administrativo del Alto Tribunal estima las alegaciones previas formuladas por la Abogacía del Estado, que argumentaba la falta de legitimación de ambos recurrentes.

Niega la legitimación activa de VOX y DENAES para impugnar nombramientos

En relación con VOX, el TS niega la legitimación de los partidos políticos para cuestionar judicialmente actos cuya anulación no les reportaría ninguna ventaja específica ni les evitaría ningún perjuicio concreto que les cualifique, lo que consideran que concurre en este caso. 

El TS recuerda que anteriores recursos que se han saldado con no reconocerle legitimación activa para impugnar nombramientos, el más reciente el de un magistrado del Tribunal Constitucional a propuesta del Congreso.

En aquel caso, el TS consideró que a VOX no le asistía ningún derecho ni interés legítimo que se viera afectado por la eventual estimación de aquel recurso más allá del interés común por un determinado entendimiento de la legalidad, idea que considera aplicable con mayor fundamento a la designación de Carmen Calvo, pues no se trata de una designación parlamentaria.

Falta de legitimación de DENAES por sus ‘fines fundacionales y sus actividades’

En cuanto a la Fundación DENAES, que ha actuado en esta causa con la misma representación procesal que VOX, el auto considera determinante de su falta de legitimación el examen de sus fines fundacionales y sus actividades, que no han permitido al TS apreciar un derecho o interés legítimo para justificar el acceso a la jurisdicción.

Carmen Calvo, la opción ‘B’ de Sánchez para colonizar el Consejo de Estado

Carmen Calvo dejó su escaño en el Congreso para postularse como candidata de Sánchez a presidir el Consejo de Estado como reemplazo de Magdalena Valerio, la anterior socialista designada, cuyo nombramiento invalidó el Supremo por su falta de idoneidad para el puesto.

En el caso de Valerio, la Sala de lo Contencioso-Administrativo del Supremo estimó el recurso de la Fundación ‘Hay Derecho’, a lo que Sánchez respondió de la forma acostumbrada en un Gobierno cuyo funcionamiento normal es el escándalo permanente: designó a dedo a otra socialista (Calvo) en sustitución de la primera socialista nombrada a dedo (Valerio).

Si Sánchez colocó a Magdalena Valerio para presidir el supremo órgano consultivo de la nación y el Supremo anuló la maniobra, porque la elegida no era jurista de “reconocido prestigio” (como establece la ley para el puesto), el nombramiento de Calvo cumple ese requisito según el estándar socialista.

En el bagaje de Calvo figuran hitos tales, como haber sido consejera de la Junta de Andalucía del saqueo de los ERE, ministra de Cultura con Zapatero y vicepresidenta de Sánchez.

Deja tu respuesta