Saltar el contenido

El VAR provoca un terremoto en LaLiga: el CTA busca culpables

Menos de 1 minuto Minutos

La última jornada del campeonato liguero ha generado la mayor polémica de la temporada, con jugadas grises y una filtración de audios a un periodista catalán

Estaba claro que la llegada del VAR al fútbol español no iba a acabar con las polémicas. La última jornada que se ha disputado en LaLiga ha tenido tres focos de gran terremoto. El choque entre Real Madrid y Almería fue el comienzo de todo el problema. Después, alguien desde el CTA filtró un audio de una jugada no revisada a Gerard Romero, periodista catalán. Y ayer, en el partido entre Granada y Atlético de Madrid, hubo otras dos jugadas que han generado crispación.

El VAR se descompone en España

Todo saltó por los aires en el choque disputado en el Santiago Bernabéu. El Almería iba ganando 0-2 al Real Madrid, lo que habría sido su primera victoria de la temporada. Sin embargo, hubo tres revisiones de VAR que cayeron del lado del conjunto madridista. Hernández Hernández, colegiado que estaba en Las Rozas, llamó al árbitro del partido en tres ocasiones para acercarse al monitor. El resultado fue un penalti para el Real Madrid, un gol anulado al Almería y un gol con posible mano de Vinicius dado como válido.

El conjunto andaluz no salía de su asombro, siendo Garitano, técnico del Almería, y Melero los que hablaron de la polémica. Ambos coincidieron en que todo se gestó con el objetivo de echar una mano al Real Madrid. Para muchos, todas las jugadas con muy discutibles, es decir, jugadas que son de interpretación y no requieren de revisión del VAR. A través de redes sociales, comenzó a circular un vídeo, no usado por la sala VOR, donde se veía que Vinicius usaba el brazo para marcar el 2-2.

A falta de problemas, ayer por la tarde aumentó el escándalo. Gerard Romero, periodista catalán que sigue la actualidad del FC Barcelona, filtró un audio del CTA del encuentro del Real Madrid. En dicho audio, se escucha a Hernández Hernández hablar de una posible agresión de Vinicius a Pozo. Sin embargo, no llamó al árbitro al monitor, indignando a muchos aficionados españoles. Hace unos años, en la temporada 2020-21, se revisó una acción parecida de Thomar Lemar ante el Villarreal, pidiendo tarjeta roja muchos aficionados del Real Madrid.

Lio en Granada

El último capítulo de esta historia ocurrió ayer en Los Cármenes. Hubo dos acciones de mano, una en cada área, que no fueron revisadas por el VAR. En la primera, una mano muy despegada de Neva impide a Axel Witsel alcanzar un balón. La segunda, ya en el descuento, fue un cabezazo de Josema Giménez que golpeó posteriormente en su mano y terminó en poder de Jan Oblak. Ambas acciones incendiaron a ambas aficiones, pidiendo penalti y generando reacciones de ambos clubes tras el pitido final.

Deja tu respuesta