Saltar el contenido

Identidad Digital: “nuevo comunismo” y mayores “restricciones a las libertades individuales”

Menos de 1 minuto Minutos

El Parlamento Europeo pone en marcha esta medida que se aplicará en 2025 con los votos favorables y unánimes de PP y PSOE

Es ya una costumbre. El Parlamento Europeo está dirigido hacia un mismo camino (legislativo) que parte de la Agenda 2030, que apoyan radicalmente los partidos socialcomunistas y el Partido Popular (VOX, en contra), y que tiende al control absoluto de la población de la Unión Europea con medidas como la videovigilancia en las ciudades, monotorización de los vehículos, zonas controladas de bajas emisiones, restricción agroalimentaria…

El nuevo paso que se ha dado este mismo mes de marzo: la Identidad Digital, que se pondrá en marcha el próximo año, si nada lo impide. La ID de la Unión Europea se trata de una aplicación donde podremos acceder a nuestro DNI, el carnet de conducir, los datos bancarios y otra información vital que quedará monotorizada y controlada.

Han sido 335 votos a favor, 190 en contra (los de Vox y afines) y 31 abstenciones, y con ello el Parlamento Europeo ha dado luz verde a la implementación de la ID o del también denominado Monedero Digital Europeo.

Restricciones a las libertades individuales

El diputado del Parlamento Europeo, Jorge Buxadé, ha reiterado que VOX votó en contra de la Identidad Digital Europea, “como hemos votado en contra de cualquier otra de esas normas que pretenden restringir la libertad individual”, y se ha mostrado “esperanzado” por un cambio de rumbo tras las elecciones del próximo 9 de junio, augurando un giro hacia la “libertad, hacia la soberanía de las naciones y hacia una mayor influencia de los partidos patriotas, identitarios y conservadores”.

Un nuevo tipo de comunismo

El eurodiputado holandés del ECR, Rob Roos, ha denunciado en Polonia que la Identidad Digital Europea o la moneda digital son “herramientas” para una vigilancia y control exhaustivos sobre la población: “Nos dirigimos hacia lo que yo llamo un nuevo tipo de comunismo”.

“Los gobiernos de las naciones soberanas de todo el mundo están siendo exigidos por la Organización de las Naciones Unidas (ONU) para que comiencen a implementar identificaciones digitales obligatorias para el público. Esto se hace con el fin de cumplir con la Agenda 2030 de la organización globalista no elegida“, informaba la Agencia de las Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD). En su marco de gobernanza para la infraestructura pública digital, ha publicado este requerimiento y espera que todos sus miembros, incluyendo los Estados Unidos, cumplan con este plan.

Identificación Digital contra el cambio climático

El organismo de la ONU argumenta que alinearse con el esquema de “identificación digital” es esencial para luchar contra el “cambio climático” y para imponer su agenda a los gobiernos. Según el PNUD, la obligatoriedad de la identificación digital para el público forma parte de los Objetivos de Desarrollo Sostenible y de la Agenda 2030. En una publicación en su sitio web, el PNUD afirmó que el marco de identificación digital es la respuesta de la ONU a las “solicitudes de apoyo institucional”.

Por una sociedad más inclusiva

Impulsar la adopción de identificaciones digitales es una parte clave de la Agenda 2030 globalista, según ha dejado claro la ONU. El grupo sostiene que exigir al público una identificación digital hará que la sociedad sea más “inclusiva” y asegurará, supuestamente, la protección de los “derechos humanos” por parte de los gobiernos.

“Una parte integral de la Agenda 2030 y de los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) es la importancia de la identidad jurídica“, según el PNUD. La infraestructura pública digital (DIP) de las Naciones Unidas incluye el sistema de identificación digital como una de sus partes. Para los Estados miembros, la ONU ha publicado un marco con nueve puntos que deben seguir: “Marcos legales, regulatorios, no discriminación, acceso a la información, responsabilidad legal, instituciones capaces, valor para el usuario, adquisiciones y anticorrupción, y protección de datos”.

Base de datos digital y centralizada

En este caso, la agenda de “Desarrollo Sostenible” se refiere al registro civil que cada persona nacida en el planeta tendrá al nacer. En el futuro, este registro será digital y se almacenará en una base de datos centralizada. La ONU argumenta que los métodos tradicionales de registro de nacimientos ya no son “adecuados”.

La ONU insiste en que los gobiernos se aseguren de implementar las versiones digitales, ya que estos sistemas cuentan con una gobernanza “robusta” desde el principio. El PNUD explica la necesidad de garantizar que los estándares, reglas y “protocolos de privacidad” conduzcan hacia una digitalización total de los servicios públicos en el futuro. Según el marco de la ONU, la ambición del PNUD es proporcionar “un modelo estándar” centralizando los esfuerzos de cientos de gobiernos nacionales.

Y como es obvio, Europa está a la cabeza del cumplimiento de los mandatos de la ONU a través de la Agenda 2030 y se anticipa para que los ciudadanos puedan identificarse, dicen, sin depender de proveedores privados. Pero las dudas sobre privacidad y seguridad se multiplican. No obstante, dicen también, la Identidad Digital será “voluntaria”. Se implementará para intentar “evitar la discriminación hacia las personas que opten por no usarlo”.

Firma electrónica cualificada

El monedero digital permitirá realizar transacciones con una “firma electrónica cualificada”, que tendrá la misma validez legal que la firma escrita. La idea es que los usuarios podrán controlar sus datos, así como eliminarlos, según lo contemplado en el Reglamento General de Protección de Datos. También existirá la posibilidad de que los datos se almacenen de forma local en el dispositivo.

Pero aunque voluntaria… Si no la tienes, tendrás problemas. Hoy en día no tener tarjeta de crédito o cuenta bancaria online supone un problema para muchos ciudadanos, por eso la implementación de esta Identidad Digital puede acabar aumentando todavía más la presión en este colectivo.

“Una identidad que todo ciudadano pueda utilizar en cualquier lugar de Europa para cualquier tipo de operación, desde el pago de sus impuestos hasta el alquiler de una bicicleta”, describía Ursula von der Leyen.

Cuatro proyectos piloto de monedero digital

Sobre el monedero digital se han puesto en marcha cuatro grandes proyectos piloto para ver cómo podría llegar a ser, en el que han participado unas 250 empresas privadas y autoridades públicas de los estados miembros, así como de Noruega, Islandia y Ucrania.

Se han probado funciones variadas como abrir una cuenta bancaria, almacenar el permiso de conducir, solicitar recetas médicas, realizar transferencias bancarias o solicitar ayudas al empleo.

Europa quiere que esta Identidad Digital sirva para una enorme cantidad de procesos básicos, desde pedir ayudas hasta obtener certificados, pasando por relaciones con el banco. Un DNI europeo que en caso de popularizarse permitirá agilizar muchísimos trámites, pero también añadirá más distancia entre quienes hacen uso de estas herramientas y quienes prefieren o no pueden hacerlo.

Deja tu respuesta