Saltar el contenido

LaLiga denunciará la invasión de campo de los aficionados del Espanyol

Menos de 1 minuto Minutos

Algunos espectadores se saltaron las medidas de seguridad impidiendo la celebración del título liguero del FC Barcelona

En el día de hoy, LaLiga ha informado que va a denunciar la invasión de campo que ocurrió en la noche de ayer en el RCDE Stadium al finalizar el Espanyol-FC Barcelona. Este hecho impidió que el Barça celebrara su recién conquistado título liguero tras ganar 2-4 el derbi catalán. Así, los azulgranas tuvieron que retirarse rápidamente a los vestuarios para que el hecho no fuera a mayores.

LaLiga ya ha avanzado en su perfil de Twitter que ya “ha analizado desde ayer todas las imágenes” de todo lo que ocurrió tras la finalización del derbi catalán. “En colaboración con el Espanyol, identificará a todos los responsables para impedirles volver a los estadios y denunciará los hechos ante los organismos competentes”, exponía la competición en sus redes sociales.

¿Qué es lo que ocurrió?

Al término del partido, el FC Barcelona, con la victoria por 2-4 ante su máximo rival, el Espanyol, ya se coronaba como campeón de LaLiga. Tras el pitido final, los jugadores azulgranas comenzaron a celebrarlo en el césped del RCDE Stadium hasta que un importante número de aficionados pericos saltaron al campo.

Los jugadores del FC Barcelona estaban realizando su ya habitual sardana cuando logran un título, pero, en esta ocasión, fue parada por el asalto de los aficionados del Espanyol. Jugadores y cuerpo técnico tuvieron que irse corriendo al túnel de vestuarios para que el hecho no fuera a mayores.

Sin contacto entre seguidores y el FC Barcelona

Por suerte, ni jugadores ni cuerpo técnico tuvieron contacto con los seguidores que iba de manera violenta contra ellos. Todo ello fue, sin lugar a duda, gracias a la rápida intervención de la seguridad habida allí en el RCDE Stadium que, atentísimos en todo momento, pusieron punto final a lo que podía haber acabado en desgracia.

Casi cien seguidores fueron los que saltaron el cordón de seguridad, permaneciendo cerca de 20 minutos acechando la puerta que daba acceso al túnel de vestuarios. Los Mossos d’Esquadra estuvieron en primera línea, llegando incluso a portar escudos antidisturbios por lo que pudiera pasar y debido al lanzamiento de distintos objetos como, por ejemplo, vallas publicitarias o sillas.

Deja tu respuesta