Saltar el contenido

Los ositos de agua, animales capaces de sobrevivir en el espacio

Menos de 1 minuto Minutos

Los tardígrafos son capaces de vivir sin agua por largos periodos de tiempo gracias a un mecanismo biológico llamado criptobiosis

Los tardígrafos, también conocidos como “osos de agua” o “lechones de musgo” son seres casi microscópicos, multicelulares y una de las formas de vida más duraderas del planeta Tierra. Por ello, la NASA los ha utilizado por años como motivo de experimento para el espacio exterior; son capaces de sobrevivir en el espacio.

“Han demostrado ser notablemente resistentes a los cambios en gravedad y a la precariedad de recursos, incluso de agua”, apuntan expertos en National Geographic.

Los tardígrados fueron descubiertos en 1773 por un zoólogo alemán. Pueden sobrevivir sin agua durante largos periodos. Cuando están a punto de morir deshidratados, se enrollan en pelotas apretadas, así no gastan energía. Activan un mecanismo conocido como criptobiosis. “En este estado, los antioxidantes resguardan sus órganos vitales para evitar que se dañen”.

Estos ‘ositos’, con sus ocho patas microscópicas, microorganismos extremófilos, han sido localizados en desiertos, glaciares y ecosistemas que otras especies no podrían soportar.

Los científicos han descubierto que los tardígrados tienen lo que parece casi un superpoder. “Cuando se secan, retraen la cabeza y sus ocho patas, se arrugan formando una pequeña bola y entran en un profundo estado de animación suspendida que se parece mucho a la muerte. Expulsan casi toda el agua de su cuerpo y su metabolismo se ralentiza al 0,01% de la tasa normal. Lo positivo es que, si se vuelven a meter en agua, aún décadas después, pueden volver a la vida”.

Las criaturas más fascinantes de la Tierra

Para Muy Interesante, los tardígrafos “son una de las criaturas más fascinantes de la Tierra”, pero también en la Luna. “Las misteriosas criaturas microscópicas han aterrizado en la superficie lunar en lo que parece el comienzo de una película. Pero no están allí como parte de una adquisición hostil, sino más bien por casualidad”.

La revista nos cuenta que en abril de 2019, la nave espacial israelí Beresheet con destino a la Luna se estrelló debido a un error informático. “Los científicos cargaron los tardígrados en la nave junto con muestras de ADN humano. Cuando el módulo de aterrizaje lunar se estrelló, miles de tardígrados deshidratados podrían haberse esparcido sobre la superficie de la Luna”.

Diversos estudios han constatado que los tardígrados pueden soportar ambientes tan fríos como -200º C o máximos de más de 148.9 C, según la revista Smithsonian. También pueden sobrevivir a la radiación, líquidos hirviendo, cantidades masivas de presión de hasta seis veces la presión de la parte más profunda del océano e incluso el vacío del espacio sin ninguna protección.

Los osos de agua podrían sobrevivir después de que la humanidad desaparezca, según un estudio publicado en 2017 en la revista Scientific Reports. Y pueden permanecer sin agua durante unos 10 años, viviendo como una cáscara seca.

Cuando los tardígrados poseen suficiente comida y agua para mantener sus funciones corporales, viven unos 2,5 años, según Animal Diversity Web, pero son capaces de sobrevivir mucho más tiempo si entran en la criptobiosis.

Pueden congelarse durante años y seguir vivos

Los tardígrados comen bacterias, plantas o incluso otros alimentos. Perforan las células individuales de sus presas y absorben el contenido de nutrientes. Se reproducen a través de la reproducción sexual y asexual, dependiendo de la especie. Ponen de uno a 30 huevos a la vez. Además, pueden congelarse durante décadas y reproducirse nada más despertar.

Los tardígrados pueden vivir en casi cualquier lugar de la Tierra donde haya agua. Hay más de 1.000 especies de tardígrados conocidas.No tienen fase de crecimiento como proceso a la vida adulta. No tienen infancia, eclosionan de sus huevos completamente formados.

Estos bichitos han inspirado nuevos tipos de vidrio que podrían mejorar la eficiencia de las células solares y las luces LED. Cuando estas criaturas microscópicas expulsan toda el agua de sus cuerpos para entrar en su estado suspendido en forma de bolita, las proteínas especiales que solo se encuentran en los tardígrados convierten el líquido dentro de sus células en una sustancia vítrea.

Deja tu respuesta