Saltar el contenido

Unicaja Banco, condenada en Gijón por inventarse una deuda ficticia

Menos de 1 minuto Minutos

Aunque el afectado demostró extrajudicialmente la inexistencia de la deuda, Unicaja no retiró la deuda falsa hasta que inició la demanda

El Juzgado de Primera Instancia Nº7 de Gijón ha dictado sentencia firme contra la entidad financiera, Unicaja, por incluir de manera injustificada una deuda ficticia en el fichero CIRBE (Central de Información de Riesgos del Banco de España), acción que ha generado daños y perjuicios al demandante.

El tribunal condena a Unicaja a abonar al demandante una indemnización de 5.750 euros más intereses. De acuerdo con el fallo judicial, Unicaja Banco anotó indebidamente al demandante en el CIRBE con una falsa deuda de 19.632 euros, sin aportar en ningún momento pruebas de la existencia de dicha deuda.

Sentencia demoledora contra la entidad financiera

“En relación con la entidad demandada Unicaja Banco, S.A., que fue quien comunicó a dicho fichero del Banco de España la anotación de dicha operación financiera, (…) debía haber aportado el contrato que generó dicha anotación en el CIRBE”, señala la sentencia.

El magistrado del Juzgado de Gijón Climent destaca en el fallo que Unicaja “no ha aportado con su contestación a la demanda ningún justificante de la misma (…) no se contiene ninguna referencia al motivo por el que se instó la anotación de una operación financiera del demandante en dicho fichero”.

Por si no fuera suficiente, el juez advierte que tampoco “se identifica cuál fue dicha operación financiera, no consta si en la misma pudo intervenir el demandante, si el capital coincidía con el importe anotado de 19.632.- euros. No se aportó con la contestación una copia del documento (que debe archivarse en e sistema informático del Banco) de dicha supuesta e improbada operación financiera”.

‘Hemos acreditado que Unicaja incorporó de forma injustificada una deuda ficticia’

El director de Vallverdú Abogados, representantes legales del demandante, declaró a Confilegal que demostraron la “evidente mala praxis de Unicaja”, porque, “a pesar de que el demandante demostró extrajudicialmente la inexistencia de la deuda, la entidad no retiró la deuda falsa del CIRBE hasta que se inició la demanda”.

“Hemos demostrado que Unicaja incorporó de manera injustificada una deuda ficticia en el CIRBE, causando importantes perjuicios al demandante”, zanjó el abogado.

Deja tu respuesta