Saltar el contenido

El TSJM cita como imputados a los fiscales de la filtración ordenada por García Ortiz

Menos de 1 minuto Minutos

El juez del TSJM acuerda que declaren los fiscales investigados, Pilar Rodríguez y Julián Salto, antes de decidir si remite la causa al Supremo, porque el FGE es aforado

Ultima Hora. El instructor del Tribunal Superior de Justicia de Madrid (TSJM) ha citado a declarar como imputados a la fiscal jefe provincial de Madrid, Pilar Rodríguez, y el fiscal de Delitos Económicos Julián Salto, por filtrar datos confidenciales del abogado del novio de Ayuso siguiendo instrucciones del fiscal general, Álvaro García Ortiz.

Los fiscales investigados, Pilar Rodríguez y Julián Salto deben declarar el próximo lunes a mediodía. El instructor del TSJM acuerda esta diligencia, adelantada por ‘El Mundo’ antes de decidir si remite la causa al Supremo, porque el fiscal general nombrado por Sánchez tiene la condición de aforado.

Ambos fiscales acabaron imputados tras cumplir las indicaciones de García Ortiz de filtrar datos extraídos de las comunicaciones cruzadas entre la fiscalía y el abogado del novio de ayuso, imputado por fraude fiscal.

Mientras que a Rodríguez la defiende la abogacía del Estado, Salto ha renunciado a esa representación y ha elegido su propio abogado para su comparecencia ante el TSJM.

García Ortiz intentó que la fiscal superior de Madrid filtrara la información del abogado

El pasado miércoles salieron a la luz pública los mansajes de WhatsApp del fiscal general, Álvaro García Ortiz, a la fiscal superior de Madrid ordenando que perpetrarse el presunto delito de difundir una nota de prensa con datos protegidos de la defensa de la pareja de la presidenta madrileña.

Almudena, no me coges el teléfono. Si dejamos pasar el momento nos van a ganar el relato. La actuación de los compañeros y de la Fiscalía es impecable y hay que defenderla”, apremió García Ortiz a la fiscal madrileña.

Ante lo que consideraba un delito, la fiscal fiscal superior de Madrid, Almudena Lastra, se negó a publicar la filtración, y García Ortiz recurrió a sus dos subordinados hoy imputados: Pilar Rodríguez y Julián Salto.

‘Estaba claro que suponía una lesión absoluta de la confidencialidad prevista en la ley’

Lastra confirmó que García Ortiz solicitó primero a la fiscal provincial de Madrid, Pilar Rodríguez (imputada por el presunto delito), la totalidad de los mails cruzados entre el fiscal Julián Salto (el otro imputado) y el abogado del novio de Ayuso.

Rodríguez obtuvo los mails confidenciales remitidos por Salto sobre las 22:00 del 13 de marzo, unos 90 minutos antes de que la SER divulgara su contenido.

Sobre las 6:30 del día 14, la oficina de comunicación de la Fiscalía General del Estado remitió al jefe de prensa de Fiscalía de Madrid, (según declaró Lastra) el texto de una nota redactada, con extractos literales del contenido de los mails y las órdenes ‘inmediatas e imperativas’ de García Ortiz para difundirlas.

Tanto lastra, como su director de comunicación se negaron a publicar la nota, pues consideraban que “estaba claro que suponía una lesión absoluta de la confidencialidad prevista en la ley”.

Acto seguido, los dos fiscales imputados se encargaron de divulgar el documento original. Para ello, crearon un documento nuevo con su sello, donde eliminaron los metadatos que apuntaban al FGE y remitieron la nota a través del grupo de mensajería que tiene la fiscalía provincial de Madrid con ciertos periodistas.

Deja tu respuesta