Saltar el contenido

La viuda del Guardia Civil asesinado por una narcolancha manda a “tomar por culo” a Marlaska

Menos de 1 minuto Minutos

Ante la tensión generada, Fernando Grande-Marlaska optó por abandonar la Comandancia de la Guardia Civil de Pamplona sin asistir a la misa en honor a David Pérez

En honor a David Pérez Carracedo, uno de los guardias civiles recientemente asesinados en Barbate durante una operación contra el narcotráfico, se organizó una capilla ardiente en la Comandancia de la Guardia Civil de Pamplona. El Ministro del Interior, Fernando Grande-Marlaska, acudió al lugar para rendir homenaje al fallecido.

Sin embargo, la visita del ministro no estuvo exenta de tensiones. Durante su presencia, se encontró con la viuda de la víctima, quien, según fuentes presenciales, expresó su descontento y le impidió otorgarle una medalla póstuma a su esposo.

La viuda, de manera contundente, mandó al ministro “a tomar por culo” y le pidió que abandonara la capilla ardiente. Además, le comunicó que no revelaría sus pensamientos sobre él en ese momento debido a la presencia de los hijos de la pareja, dos niños de 6 y 9 años, según informa el diario Vozpópuli.

Ante la tensión generada, Fernando Grande-Marlaska optó por abandonar la Comandancia de la Guardia Civil de Pamplona sin asistir a la misa en honor a David Pérez, que tendría lugar posteriormente en la Catedral de la ciudad, según informaron fuentes presenciales.

David Pérez Carracedo, de 43 años y residente en Sarriguren (Navarra), se encontraba en Barbate combatiendo el narcotráfico cuando perdió la vida. La capilla ardiente se organizó en Pamplona debido a su vínculo con la ciudad.

Este incidente se suma a las críticas dirigidas al Ministro del Interior en las últimas horas, con las principales asociaciones de la Guardia Civil y la Policía Nacional exigiendo su dimisión inmediata.

Cabe destacar que estas críticas se intensificaron después de que Marlaska calificara de “éxito” el operativo de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado en el Estrecho, justo horas antes del trágico suceso.

A pesar de las crecientes demandas de dimisión, Marlaska afirmó que no renunciará, reiterando su compromiso con la implementación de recursos materiales y humanos en el Ministerio del Interior. En sus palabras del sábado, sostuvo que este compromiso “está más vivo que nunca”.

Deja tu respuesta