Saltar el contenido

La Audiencia Nacional avala que García Castellón sigua la instrucción de Tsunami

Menos de 1 minuto Minutos

El Tribunal Supremo acordó investigar a los presuntos criminales aforados y devolvió la instrucción de los no aforados a García Castellón

La Audiencia Nacional ha avalado que el juez García Castellón siga investigando a la organización separatista ‘Tsunami Democràtic’ después de que el Supremo haya apreciado “la existencia de indicios de que se han cometido por los integrantes del movimiento Tsunami Democràtic delitos graves de carácter terrorista“.

El Supremo investiga a los aforados y la AN a los no aforados

El magistrado Alfonso Guevara, que preside la Sala de lo Penal de la Audiencia Nacional, subrayó que en el caso “no se viene a recurrir la resolución de práctica de diligencias, sino -lo que es procesalmente inaceptable- la existencia de la causa penal“.

El Supremo, en un auto del pasado 29 de febrero, acordó abrir causa penal por delitos graves de carácter terrorista, acordando así la competencia respecto de los presuntos criminales con aforamiento por su condición de parlamentarios: el golpista prófugo Carles Puigdemont (en la Eurocámara), y el diputado regional, Rubén Wagensberg, que huyó a Suiza al conocer que lo investigaban.

Un imputado, Oriol Soler, nexo entre el ‘caso Tsunami’ y el ‘caso Voloh’

El Alto Tribunal acordó también en el auto del pasado febrero devolver al Juzgado Central de Instrucción nº6, del juez García Castellón, la causa en relación a los no aforados, como el empresario Oriol Soler Castanys.

Editor y director general de SOMOS, Oriol Soler fue detenido junto a otros 20 empresarios en octubre de 2020 en la operación policial por ‘caso Voloh‘. El juez de Barcelona encargado del caso l o derivó también al caso Tsunami Democràtic,

El juez instructor, Manuel García Castellón, por su parte, ha continuado la instrucción de la causa donde figuran como investigados, además del citado Oriol Soler, el jefe de gabinete del golpista Puigdemont, Josep Lluís Alay, y el dirigente de Òmnium Cultural, Oleguer Serra.

Deja tu respuesta